Visto: 506

Los dominios .COM podrían subir de precio

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

La ICANN anunció una iniciativa para incrementar los precios a los dominios .com

En los últimos años, internet ha sido víctima de una multitud de controversias y escándalos, la mayoría de ellos relacionados con censura irracional e intentos corporativos por tratar de controlar el contenido que se comparte entre usuarios. La neutralidad en la red y el artículo 13 propuesto por la Unión Europea son sólo algunos ejemplos de cuan lejos gobiernos y empresas están dispuestos a llegar para controlar el acceso al recurso informático más preciado con el que cuenta la humanidad.

Este año (2020), la ICANN (Corporación de Internet para la Asignación de Nombres y Números; organización encargada de administrar y asignar dominios y direcciones IP) anunció una iniciativa para incrementar los precios a los dominios .com; algo que no sucede desde 2012. Esto a raíz de un nuevo acuerdo firmado por ICANN y Verisign Inc. (operadora de los TLD – top-level-domain) el cual permitiría a la empresa incrementar los precios de los dominios hasta en un 40% en un periodo de 10 años. Es decir, de un precio promedio de $7.85 USD – que se ha mantenido igual durante 8 años – un dominio .com podría alcanzar los $13.50 USD para 2029.

Este no es el precio que se cobra a los usuarios finales, claro, sino el que los vendedores pagan por registrar un dominio para un cliente, quien a su vez puede pagar más o menos por el dominio dependiendo de su rareza, popularidad o qué tan codiciado es. No obstante, este aumento eventualmente obligará a los vendedores a subir sus tarifas al público general.

Y aunque el acuerdo aún no ha sido finalizado, ya que primero la propuesta fue abierta a una consulta pública donde los usuarios pudieron exponer su opinión al respecto y, posteriormente, se redactará en un informe oficial, esta noticia es por demás preocupante pues sentaría la base para un incremento constante y permanente en los precios de los dominios, volviéndolos cada vez más inaccesibles y difíciles de adquirir y mantener.

Claro, este movimiento daría pie al nacimiento y proliferación de nuevos dominios, como .game, .info y más, como alternativas de bajo costo. Sin embargo, .com sigue y seguirá siendo la terminación de facto para sitios web en todo el mundo, y un incremento tan radical en los precios podría transformar por completo el panorama del Internet y la forma en que las personas navegan.